10 de marzo de 2017

Tarentola mauritanica.


Fuente: Tarentola mauritanica, Wikipedia.

   La salamanquesa común (Tarentola mauritanica) es un pequeño reptil de la familia Gekkonidae ampliamente distribuido por los países de la cuenca del Mediterráneo.
   En Portugal recibe el nombre de osga, en Galicia salmantesa, en Canarias pracan, perenquén o perinquén, en Cataluña, Valencia y Baleares dragó o dragonet y en Extremadura santorrostro o saltarrostro. Es bastante común en la Península Ibérica con frecuencia conviviendo con los seres humanos en edificios de pueblos y ciudades.


Exif: f8, ISO 800, 1/60 seg.
      Nikon D3100, 105mm, 157 equiv.



   Los adultos pueden llegar a medir de 5 a 15 cm, más una longitud similar o poco más para la cola. El lomo, las patas y la cola tienen bultos cónicos prominentes. Su color habitual es de un gris pardusco o marrón, con variaciones desde el gris blanquecino hasta el casi negro. Sin embargo su color cambia de intensidad dependiendo de la luminosidad que recibe su piel: cuando se encuentra activa durante el día el color es más oscuro que durante la noche. Su boca es obtusa, y sus ojos grandes, sin párpados y con pupila vertical. Los dedos, cinco en cada extremidad, tienen protuberancias laminares laterales e inferiores que le proporcionan cierta adherencia para trepar y desplazarse por superficies verticales (incluso en cristales).



Clasificación cientifica
Reino Animalia
Phylum Chordata
ClaseSauropsida
Orden Squamata
SubordenLacertilia
Familia Gekkonidae
Subfamilia Gekkoninae
GeneroTarentola
Especie T. mauritanica
Nombre binomial    Tarentola mauritanica
(Linnaeus, 1758)
 




Exif: f8, ISO 800, 1/60 seg.
      Nikon D3100, 105mm, 157 equiv.




   Son animales nocturnos, aunque en ocasiones se muestran activas en torno al crepúsculo o incluso durante el día, especialmente en los días soleados del fin del invierno. Debido a que son de sangre fría y no pueden controlar su temperatura corporal internamente, deben asolearse o ubicarse a la sombra en función de las condiciones climáticas reinantes. De esta manera regulan su temperatura corporal. Por esta razón, durante el invierno (en zonas templadas) se ven obligados a hibernar.
    Se alimentan principalmente de insectos en los meses calurosos del año y a menudo se encuentran cazando los insectos nocturnos que son atraídos por luces, lámparas, etc. Incuban dos huevos casi esféricos dos veces al año, entre abril y junio en el hemisferio norte. Después de cuatro meses nacen las pequeñas salamanquesas con menos de 5 cm de longitud. Crecen muy lentamente y viven hasta 8 años en cautividad.


Exif: f8, ISO 800, 1/60 seg.
      Nikon D3100, 105mm, 157 equiv.

Mi lista de blogs

Seguidores

Páginas vistas en total

Etiquetas

Archivo del blog

Más vistas último mes.

Entradas más vistas